El jardín de infantes JRIMIAN es un jardín donde, en ambos turnos, el equipo docente acompaña de forma articulada y coordinada el trabajo de las docentes de armenio.

Todo está planificado, qué contenido, estructura  y vocabulario es importante que el alumno aprenda a lo largo de su paso por el nivel inicial. Las mismas  se van  complejizando en la medida que el alumno va pasando de sala, repitiendo, ampliando y profundizando.  Al igual que los juegos y las canciones.

Además de las docentes de armenio, contamos con  la profesora de danzas armenias que además de usar la música utiliza palabras en armenio, a la hora de nombrar los pasos o bailes. Las docentes de sala en sus propuestas  suelen incluir música armenia en distintos momentos y actividades del día,  palabras, canciones.

Se utilizan las distintas herramientas tecnológicas a nuestro alcance, por ejemplo CDS, DVDS, programas de computación, material de Internet, siempre seleccionado en función a los contenidos que se quieran alcanzar.

Podemos decir que un niñ@ aprende armenio, cuando puede trasladar su experiencia del jardín a casa cuando, por ejemplo, antes de comer les pide a las familias que digan “Arrchev, iedev parev pokrigner…” o cuando le enseñan las canciones a sus padres y se enojan si ellos no pronuncian correctamente, es por eso que también las familias valoran y esperan cada envío de email con links de los temas que estamos viendo, o notas con la fonética de las canciones para que puedan acompañar el aprendizaje de los chicos.

En estos últimos años, se logró transmitir e integrar a la comunidad  (docentes, no docentes, familias) del jardín a la cultura y  tradiciones armenias.  Una tarea que nos alienta a ir por más…