Desde los primeros días de clases los nenes y nenas de sala barrilete, tercera sección del jardín de infantes, observaron atentos y con gran asombro los distintos cambios edilicios desarrollados durante el receso escolar del verano. Observaron importantes modificaciones en el patio, en el comedor y en el S.U.M. Sobre todo en el S.U.M donde se construyeron dos salas nuevas y se incorporaron baños.

Los niños y niñas de la sala barrilete son muy curiosos y  detallistas y al momento de observar rápidamente notaron que ambos baños eran iguales. Ambos eran de color blanco y sin ninguna identificación o señalización que permita saber cuál era el baño de nenas y cuál el de nenes.

Ante esta situación problemática se les propuso que fueran ellos quienes realicen los carteles para los baños. Así comenzó el proyecto… Pero… ¿Qué es una señal?, ¿Para qué sirve?, ¿Qué debe transmitir?, ¿Son todas claras?

Los alumnos/as investigaron mucho en la escuela y junto a sus familias buscando información específica acerca de diversas señalizaciones para baños que luego fueron compartidas en la sala. Encontraron un montón de carteles distintos. Una sala centró la observación en los distintos materiales con las que fueron realizadas, soportes, colores y estilos. La otra sala de 3ra sección en cuáles eran los destinatarios y dónde podrían encontrarse los distintos carteles. Con tanta variedad fue difícil elegir cómo realizar nuestra propia señalización. Dependiendo de la sala los carteles se diferenciaron según las característica de  los materiales utilizados en su composición o para quienes iba dirigido según el destinatario (adultos, niños) Luego se realizó una votación… Una sala eligió que la realización de sus señales sea dibujada a mano y la otra sala optó por realizarla con recortes de revista.Así que… ¡Manos a la obra y a crear! Los alumnos/as de sala barrilete trabajaron con mucho esmero, responsabilidad y dedicación para la comunidad de niños/as del jardín. Brindando una posibilidad creativa a una situación a solucionar, no solo pensando en que ellos debían entenderla sino también todos los alumnos/as del jardín.

Y desde hace unos días se lucen los carteles en nuestros baños, nada mejor que los niños/as se apropien y cuiden el lugar que cada día los recibe y contiene durante toda la jornada.